La violencia ‘invisible’ del barrio La Cumbre

Publicado en Edición 41 | Miércoles 03, de Septiembre de 2014 | Actualizado el Miércoles, 06 de Diciembre de 2017

La inseguridad es el clima que respiran los habitantes de este barrio que está en la parte alta del municipio de Floridablanca. Sus habitantes prefieren no dar muchos detalles sobre lo que sucede por miedo y las autoridades no dan una respuesta sobre la situación en esta comuna, la 8.

[FOTO 1]: La violencia ‘invisible’ del barrio La Cumbre
De día el parque principal del barrio La Cumbre, en Floridablanca, es un lugar de encuentro para las personas mayores de edad. De noche este espacio se transforma y se convierte en una zona peligrosa. Foto: Andrés Corzo Foto

En la madrugada del lunes 2 de junio de 2014 Jean Carlo Alfaro, de 18 años, recibió dos disparos mortales cuando caminaba por el sector conocido como El Tanque, en el barrio La Cumbre, de Floridablanca. El hecho fue registrado por los medios de comunicación local, señalando que debido a las heridas el joven perdió la vida.

Este es solo una de las decenas de hechos de violencia que ocurren en este barrio y que rara vez sale a la luz pública. Los vecinos de este tradicional poblado, habitado desde 1956 y que con el paso del tiempo cambió de nombre hasta conservar el actual, aseguran que viven atemorizados por la delincuencia juvenil, la presencia de pandillas o ‘parches’, el expendio de drogas ilícitas y las más recientes conocidas ‘fronteras invisibles’, aquellos lugares por los que las personas no pueden transitar con seguridad porque pueden ser agredidas.

Plataforma realizó una encuesta informal con treinta habitantes de este sector, conocido también como Barrio Alto, y más de la mitad consideró que el barrio es inseguro. Según sus experiencias, menores y jóvenes entre los 14 y los 20 años propician de forma frecuente riñas y robos que no respetan hora ni día. Algunos pobladores cuentan que las peleas o enfrentamientos entre grupos ocurren en su mayoría entre integrantes de las barras bravas.

Aunque esta revista solicitó información a la Policía Metropolitana sobre la situación de inseguridad en La Cumbre y al cierre de esta edición no recibió respuesta, las mismas autoridades reconocieron en junio de 2014, durante la celebración del Mundial de Fútbol, que las riñas habían aumentado en la  ciudad y su área metropolitana asociadas al consumo de bebidas alcohólicas. Además de Ciudad Norte, en Bucaramanga, La Cumbre fue uno de los barrios más críticos.

Juan Francisco Valbuena, presidente de la Junta de Acción Comunal, explica que en el barrio viven por lo menos 73 mil personas y que la presencia policial todavía es muy baja. Según dijo, en la estación solo hay entre cuatro y seis policías de forma permanente. Los habitantes consideran que la presencia es limitada para los casos de violencia que se registran sobre todo en los sectores de Panorama, García Echeverry y Prados del Sur.

[FOTO 2]: La violencia ‘invisible’ del barrio La Cumbre
Decenas de hechos violentos ocurren en el barrio La Cumbre especialmente en el sector conocido como El Tanque. Uno de ellos fue la muerte de Jean Carlos Alfaro. Foto: Andrés Corzo Foto

De la tranquilidad a la preocupación

El barrio no se llamaba como se le conoce ahora. Luis Ramiro Cruz, quien sabe la historia por habitar desde hace cuarenta años en la zona, cuenta que en 1956 comenzó siendo una vereda habitada por mil personas. Lo llamaban La Sabana por las extensas colinas tapizadas con prado; luego, fue bautizado como La Laguna, en representación a las dos lagunas que había en la meseta. Pero fue en 1959 cuando recibió el nombre de La Cumbre debido a su altura geográfica. En esa época gran parte de sus habitantes eran pobres.

Ramiro Cruz, otro habitante, explica que “durante mucho tiempo en el barrio se vivía en paz”, Hubo épocas en que los jóvenes participaban en la elaboración de las máscaras de los conocidos “matachines”, utilizadas en presentaciones culturales. También hacían deporte y otras actividades lúdicas principalmente en época de festividades navideñas.

Pero los habitantes dicen que esa cultura se fue perdiendo por el ingreso de la droga y de la delincuencia. La Junta Acción Comunal señala que hay “temporadas violentas” en las que cada mes puede haber un asesinato y dos riñas. Durante 2013, los medios de comunicación local registraron el asesinato de un vigilante de 30 años y de un joven de 15 años, ambos por disparos y a diferentes horas del día. El de joven ocurrió en la cancha, uno de los sectores que paradójicamente siendo un escenario deportivo es uno de los puntos neurálgicos señalados por los habitantes del barrio.

[FOTO 3]: La violencia ‘invisible’ del barrio La Cumbre
Los niños de La Cumbre son vulnerables a la violencia que hay en el barrio. Ellos son testigos de la delincuencia y del miedo que ronda por la zona. Foto Andrés Corzo Foto

Pero la Junta de Acción Comunal y expertos conocedores del tema juvenil, explican que más allá de un tema de presencia policial lo que requieren barrios como La Cumbre es el desarrollo de una política pública dirigida a los jóvenes y educación. “Necesitamos políticas serias de aprovechamiento del tiempo libre”, dice Juan Francisco Valbuena, presidente de la Junta.

Tatiana Muñoz, psicóloga de la Universidad Pontificia Bolivariana, señala que los contextos influyen en las acciones de los jóvenes. “Si un niño, joven o adulto se expone a la violencia en su hogar, en su barrio o en el colegio, universidad o trabajo será más violento”, señala.

Muñoz asegura que a los jóvenes a que incentivarles la cultura de la paz y el deporte. Por eso, la psicóloga insiste que la educación desde niños es fundamental. “Lo que se aprende entre los primeros cinco años de vida son determinantes para lo que se será durante el resto de la vida”, concluye la psicóloga.

Aunque en La Cumbre los habitantes están sumergidos en una violencia que no los deja vivir en paz y que el miedo les impide hacer propuestas participativas para salir de esta situación, tienen la esperanza de que algún día esta violencia deje de ser ‘invisible’ para muchos y que La Cumbre vuelva a la tranquilidad que se respiraba en las épocas de La Sabana o La Laguna.

  • Logo-upbtv-60
  • estacionv-logo60
  • logo-labora-60
  • logo-radio-catolica-metropolitana-horizontal-60
  • logo-upb-60-vigilado-min-educacion-web

Acerca del sitio

Este sitio web pertenece a la Revista Plataforma - Pfm de la Universidad Pontificia Bolivariana - Seccional Bucaramanga

www.plataformaupb.com

Contáctenos

  •   Dirección: Autopista a Piedecuesta Km 7 | Universidad Pontifica Bolivariana - Seccional Bucaramanga
    Oficina K514
    Floridablanca, Santander (Colombia)
  •   E-mail::
  •   Teléfono: 57-7-6796220
    Extensión 592